Ayer por la mañana el secretario de Turismo, Eventos y Fiestas Populares Hernán Bertellys, el diputado provincial Mario Caputo y el coordinador de Eventos y Fiestas Populares Guillermo Giordano brindaron en conferencia de prensa los detalles de la organización de los Carnavales 2012, los cuales se realizarán los días 18, 19, 20, 25 y 26 de febrero, en Costanera Avenida Cacique Catriel desde Avenida Mitre hasta el Puente San Martín.

En relación al sector en el que se desarrollará el corso, Bertellys explicó que “se trata de una decisión política. Estamos convencidos de que es el lugar ideal para esta nueva etapa política, para juntar a las barriadas en un corso que tendrá en esta oportunidad algunos colores distintos”.

Asimismo, el funcionario agregó que el espacio es estratégico y presenta muchas ventajas para el desarrollo del evento. Al respecto, detalló que se está preparando un sonido adecuado y una iluminación muy importante.

Más adelante, relató que las noches del 18, 19, 20 y 25 de febrero será el desfile de participantes y el 26 habrá un espectáculo de cierre de gran nivel que se definirá en los próximos días. En este sentido, expresó que se está gestionando a través del diputado Mario Caputo para obtener la financiación del mismo.

En tanto, anunció que está previsto contar con alrededor de seis cantinas a lo largo de la Costanera y sillas que estarán dispuestas detrás del vallado de lona; por ello, invitó a las instituciones interesadas a presentar en Mesa de Entradas del Municipio una nota al respecto dirigida a la Dirección de Gestión Pública y Participación Ciudadana.

Posteriormente, Bertellys informó que ya están en la Secretaría de Cultura y Educación el Reglamento correspondiente para la participación en el Carnaval 2012 en los diferentes rubros, como así también las planillas de inscripción. “Desde allí se les dará apoyo en múltiples aspectos, en asesoramiento y colaboración de materiales”-dijo.

Por último, el Secretario señaló que en el corso se contará con una cuadrilla especial de limpieza, seguridad, baños químicos y no se permitirá la venta de bebidas alcohólicas. “Queremos que sea una fiesta para toda la familia, con mucha alegría”-subrayó.

Por su parte, Mario Caputo destacó la experiencia de Bertellys en realizaciones populares y comprometió su aporte para el desarrollo del corso, para lo cual adelantó que “hemos realizado pedidos en Provincia y Nación para conseguir un respaldo económico para no recurrir a los recursos del municipio que son problemáticos y solventar así una fiesta popular que tiene participación de todos los sectores sociales”.