estacionservicioaumentoEl vicepresidente de la Confederación de Entidades de Comercio de Hidrocarburos y Afines (Cecha), Walter Costa, advirtió que el 31 de octubre venció el congelamiento del precio de las naftas acordado entre el Gobierno y los empresarios, y que aún falta «el último tramo del plan» establecido por el ministro de Energía, Juan José Aranguren.

«El congelamiento de precios que el Gobierno había firmado con las petroleras finalizó el 31 de octubre, no se renovó. Estamos tratando de entender qué es lo que va a pasar, y las petroleras se lo han solicitado al Gobierno», expresó. En declaraciones a radio La Red, Costa anticipó que el incremento, que según había trascendido días atrás se iba a aplicar desde el 1 de noviembre, pero que fue postergado, finalmente ocurrirá, y que será del orden del 7 por ciento.

«Esto está dentro de un plan que a principio de año el ministro Aranguren solicitó para recomponer tarifas y precios. Faltaría un último tramo en base a las proyecciones hechas con el precio del dólar y el barril del crudo, y se tendría que dar», explicó. El dirigente admitió que la venta de naftas «no crece» y que incluso bajó «entre el 2 y el 5 por ciento en el interior del país», pero aseguró que en las estaciones de servicio «prácticamente desapareció el expendio del gasoil, ya que las petroleras le venden a mejor precio directamente a los consumidores finales».

Las petroleras habían pedido la quinta recomposición del año que se ubicaría entre 7 y 8 por ciento, mientras que el Poder Ejecutivo estudiaba la posibilidad de una suba menor. Aunque las compañías estaban listas para ajustar desde el 1° de noviembre, la luz verde del Gobierno nacional no llegó, preocupados por la inflación que en octubre se volvió a disparar

 

FUENTE: DIB