“No tengo dudas de que a nivel provincial va a triunfar Sergio Massa, tal como sucedió en las PASO. También vamos a tener un buen resultado para nuestra lista de concejales”, pronosticó.

El candidato a primer concejal por el Frente Renovador (FR) en Saladillo, Enrique Wallace, se mostró contento por la actitud de madurez política de los dirigentes que participaron en la otra lista, ya que después de las elecciones primarias, a pesar de algunas situaciones contrapuestas, resolvieron sumarse al proyecto y competir juntos en los comicios legislativos del 27 de octubre.

“El doctor (Félix) Crognale nos acompañará en la lista. Luis Grillo también. Y los candidatos a consejeros escolares correspondientes también, de acuerdo al sistema establecido”, destacó Wallace, actual concejal por Unión Pro.

Con relación a la conformación del nuevo bloque en el Concejo Deliberante (HCD), indicó que la idea era hacerlo a partir de diciembre de 2013, pero quizás ocurra antes. “Claramente está fijada nuestra posición de pertenecer al Frente Renovador. Como es de público conocimiento, se va a incorporar Analía Maidana (ex FpV) a nuestro bloque. En los próximos días, se irá formalizando todo”, anticipó.

En cuanto al profesor Roberto Rinaldi, les manifestó que por ahora se mantendrá dentro del bloque del Frente para la Victoria. “Tomará su decisión más adelante y nos parece respetable. Lo hemos invitado a que nos acompañe, y no queremos forzarlo”, expresó.

Wallace aseguró que están “absolutamente convencidos” de que el FR puede ganar las elecciones en Saladillo. “No tengo dudas de que a nivel provincial va a triunfar Sergio Massa, tal como sucedió en las PASO. También vamos a tener un buen resultado para nuestra lista de concejales”, pronosticó.

Wallace sostuvo que las PASO “sirvieron para saber hacia donde se estaba orientando el electorado. Con el correr de los días, esta tendencia se va afianzando. Ya hay encuestas que le están dando un 45% de intención de votos a Sergio Massa contra un 30% de (Martín) Insaurralde (FpV). La diferencia se va ampliando día a día. Personalmente, no tengo dudas de que Massa estará por encima del 40%. Una diferencia importante sobre Insaurralde”, enfatizó.

Para Wallace, Massa representa algo totalmente distinto al kirchnerismo. “No hay dudas de que su proyecto es algo nuevo. Es una apuesta hacia el futuro. Algo que se estaba reclamando desde vastos sectores de la sociedad. Y lógicamente quedó reflejado en las urnas”, señaló.

“En la sociedad, hay un hartazgo, un cansancio, con respecto a una forma de gobernar como la que ha instalado el kirchnerismo. Me refiero a la agresión y a la descalificación permanente, al vamos por todo, al no respetar al adversario, al no respetar la diversidad de opiniones, al no tener un diálogo con las fuerzas opositoras, al hecho de buscar enemigos permanentemente, a las ironías de la Presidenta en sus discursos. Todo eso, hartó”, manifestó Wallace.

Wallace consideró que con las últimas medidas anunciadas, tal es el caso del aumento del mínimo no imponible en el impuesto a las ganancias, el Gobierno “queda en evidencia por su falta de reacción frente a los reclamos de la sociedad”.

“Ahora, en cuestión de días, toma medidas apresuradas que tienen un sentido electoralista. El aumento del mínimo no imponible para que los trabajadores no paguen impuesto a las ganancias es un ejemplo de ello. Lo hicieron porque perdieron las PASO”, cuestionó. “El tema de la seguridad, habla por sí solo. Creo que el Gobierno perdió mucho tiempo. Ha demorado todas estas medidas. Ahora está dando manotazos de ahogado. Claramente no existe la más mínima convicción por resolver temas importantes”, destacó.

“Tampoco se aborda el problema de la inflación. Han pretendido tapar el sol con las manos, a partir de la construcción de un relato que es una mentira evidente. Nos quieren hacer creer que tenemos una inflación del 10%, cuando vas semanalmente al supermercado y observás los aumentos. En un año, hay productos que han aumentado entre un 40 y un 50%”, precisó.

“Anunciaron el congelamiento de los combustibles y en pocos días aumentaron el 9 o 10%. Ya nadie les cree. Así como no se puede creer en los datos del Indec sobre el costo de vida, pasa lo mismo sobre los otros datos acerca de los niveles de indigencia y pobreza. Lamentablemente, a nivel mundial, la Argentina ha perdido toda credibilidad en cuanto a las estadísticas oficiales”, agregó.

Fuente: Diario La Mañana