Vecinos del barrio porteño de Villa Lugano ocuparon el predio, donde esta madrugada un hombre fue asesinado en un enfrentamiento durante una toma de tierras, un hecho que comuneros y dirigentes barriales atribuyeron al incumplimiento por parte del gobierno de Mauricio Macri de la Ley 1770 que ordenó la urbanización de la Villa 20.

La toma de tierras se produjo durante la noche cuando unas 200 personas ingresaron por la fuerza a un predio ubicado en Pola y Fernández de la Cruz.
Poco más tarde un hombre gravemente herido, identificado como Osvaldo Soto, de 30 años, fue trasladado desde ese lugar al Centro de Salud de Atención Primaria N°3 (CESAC 3) adonde llegó muerto.
El predio ocupado estuvo hasta hace unos días vigilado por una cooperativa integrada por vecinos de Villa 20, quienes al dejar de percibir el pago por parte del gobierno porteño, abandonaron la custodia.
El secretario de Seguridad de la Nación, Sergio Berni, se hizo presente en el lugar y responsabilizó de lo sucedido al fiscal porteño Carlos Rolero, al señalar que «prefirió seguir durmiendo» ante la ocupación de un terreno.
«Tenemos que lamentar un muerto, es indignante, frustrante; el fiscal prefirió dormir, lo llamamos a las 11 de la noche y dijo que no iba a actuar hasta las 8 de la mañana, esto es una vergüenza», dijo Berni.
«Quiero que el fiscal asuma la responsabilidad», sostuvo el funcionario y explicó que «esto comenzó ayer a la noche; a las 11 alistamos nuestras fuerzas para hacer el desalojo, se pidió intervención a la fiscalía y la fiscalía dijo que lo haría a partir de las 8 de la mañana».
«Intentamos comunicarnos con el gobierno de la ciudad, la misma Policía Federal habló con la Metropolitana, y estas son las consecuencias cuando no se actúa en el momento que se debe actuar», explicó Berni quien informó que el terreno en cuestión es «del gobierno de la Ciudad».
Tras el hecho, dirigentes barriales denunciaron que las causas de las reiteradas tomas de tierras en la Comuna 8, se debe a la crisis habitacional de la zona, situación que se agravó con el incumplimiento de la Ley 1770 que en el año 2005 ordenó la urbanización de ese barrio.
Los dirigentes señalaron que, a pesar que el predio ocupado anoche le pertenece al Instituto de la Vivienda de la Ciudad (IVC), «ningún funcionario porteño se hizo presente hasta ahora».
Alejandro «Pitu» Salvatierra, dirigente villero de La Cámpora, afirmó que «hoy la toma es el triple de lo que era noche» y calificó a la actuación judicial como «sorprendente» y «desidiosa».
Salvatierra denunció que a más de tres años de la toma del Paque Indoamericano «las promesas del gobierno porteño de mejorar la zona chocan con la realidad, en la que los vecinos denuncian que en las villas porteñas seguimos viviendo en condiciones indignas».