uber-en-buenos-aires-2188008h540Habían cortado de forma simultánea 25 puntos neurálgicos de la Ciudad para protestar contra el desembarco de la aplicación, cuyo funcionamiento fue prohibido por la Justicia pero sigue operando.

Las manifestaciones tuvieron lugar en las esquinas de Antártida Argentina y Ramos Mejía; Córdoba y Florida; Brasil y Garay; Avenida de Mayo y Perú; Corrientes y Alem; Libertador y Dorrego; Garay y Paseo Colón; Rivadavia y General Paz; Libertador y Cerrito; Corrientes y Juan B. Justo; y López de Vega y Jonte.

Además, cortaron Nazca y Juan B. Justo; Acoyte y Rivadavia; San Juan y Boedo; Alberdi y José León Suárez; Callao y Santa Fe; Independencia y 9 de Julio; Cabildo y Lacroze; Corrientes y Agüero; Rrivavia y Jujuy; Salguero y Cabrera; Eva Perón y San Pedrito; Rivadavia y Pola; y frente al Aeroparque; en el acceso al aeropuerto de Ezeiza y en el Cid Campeador.

El juzgado N° 15 en lo Contencioso Administrativo y Tributario de la Ciudad ordenó a la plataforma tecnológica a cesar sus actividades, cautelar que no es cumplida por la empresa.

«No nos extraña en absoluto porque es la misma política que han usado en otros países. Desconocen las leyes, los fallos judiciales y las decisiones de los gobiernos», afirmó a Télam el secretario de Asociación de Taxistas de la Ciudad (ATC), Alberto Rodríguez.

«Es una empresa imperial. No tienen ningún prurito. Y ahora mienten, porque la resolución judicial dice explícitamente que el juez les prohíbe funcionar», continuó.

Pese al fallo judicial, Uber informó que su servicio «no ha sido prohibido, suspendido ni dado de baja» y aseguró que sus vehículos «continúan operando con normalidad» en la Ciudad.

A través de un comunicado, la empresa afirmó que la medida cautelar» no tiene efectos en Uber porque Uber no fue demandado y porque no hay una sentencia de fondo sobre el tema».

«Uber en Buenos Aires está posibilitando un servicio legal, respaldado por el el Código Civil y Comercial (Ley 26.994), de aplicación nacional, que establece en su artículo 1280 la figura del contrato de transporte», sostuvo la empresa en un mensaje titulado «Uber es legal. #UberSeQueda».