mosca ezeizaEl vicepresidente de la Cámara de Diputados repudió los dichos de Aníbal Fernández sobre la gobernadora y aseguró que es “un ex dirigente, sospechado de los delitos más aberrantes. Sería mejor que use los medios para explicarle a la gente por qué en su gestión se multiplicó por 11 el ingreso de efedrina al país”.

El vicepresidente de la Cámara de Diputados, Manuel Mosca, y el diputado Jorge Mancini visitaron al intendente de Ezeiza, Alejandro Granados, en su municipio. En ese contexto, Mosca señaló que “Aníbal Fernández tiene miedo de ir preso y no puede asumir que es el responsable de la derrota del peronismo en la provincia de Buenos Aires después de 28 años. Es un maleducado. Un soberbio. Es todo lo que la gente repudia”.

Mosca dijo que “da pena este ex funcionario. Justamente la gente, en las elecciones, eligió un cambio por no votarlo a él. Es un hombre nefasto sospechado de los peores delitos que puede cometer un dirigente político”. Y agregó que “Aníbal tiene un prontuario, debe responder ante la justicia por todas las causas que tiene abiertas, antes que opinar de la gobernadora”.

Las declaraciones del ex jefe de Gabinete sucedieron el mismo día en que el líder de Quebracho, Fernando Esteche en un acto junto con Gabriel Mariotto y Amado Boudou, aseguró que ‘este gobierno se va a caer y vamos a ayudar a que se caiga’.

“Realmente hay dirigentes que le hacen muy mal a la política, que no respetan la voluntad popular y que la gente eligió un cambio en la forma de hacer política, estos personajes se burlan de la sociedad”.

En tanto, el intendente de Ezeiza y ex ministro de Seguridad, Alejandro Granados aseguró que“este es un momento en el que hay que salir a bancar a la gobernadora María Eugenia Vidal, los intendentes tenemos que contribuir a que la provincia salga adelante, porque eso es favor de nuestros vecinos” y agregó que “por eso es muy importante acompañar y apoyar al gobierno provincial en cuestiones centrales como el reclamo del Fondo del Conurbano, y señalar las cosas que nos parecen mal, pero siempre con una visión constructiva y respetando lo que la gente votó en octubre”.