El Defensor del Pueblo bonaerense, Guido Lorenzino, participó de la reunión de trabajo convocada por el Procurador General de la Provincia, Julio Conte Grand, para apuntar al perfeccionamiento del Registro de Violencia Institucional, una medida pensada para disminuir progresivamente esta problemática.

Este registro sistematizará datos y generará un seguimiento de las causas en relación a denuncias formuladas, plazos de tramitación, modos de culminación, cantidad de personas imputadas e instituciones a las que pertenecen.

Se trata de un dispositivo que será de utilidad para la elaboración de estadísticas y el diseño, aplicación y evaluación de políticas públicas orientadas a la prevención de estos delitos.

“La Defensoría va a colaborar, y participará activamente en la elaboración del Registro de Violencia Institucional, pionero en la Provincia, que será un insumo para el trabajo de muchos organismos e instituciones que apuntan a la defensa de los derechos humanos”, sostuvo Lorenzino.

Fuente: Prensa Defensoría del Pueblo de Buenos Aires