La propuesta apunta a informar, asesorar y acompañar a los turistas en temas relacionados a sus derechos. «Buscamos estar más cerca», sostuvo el Defensor del Pueblo, Guido Lorenzino.

La Defensoría del Pueblo bonaerense presentó su campaña de verano en diferentes ciudades turísticas de la Provincia, una iniciativa que apunta a informar, asesorar y acompañar a los turistas en temas relacionados a sus derechos.

A través de oficinas móviles, el organismo que conduce Guido Lorenzino brindará en enero y febrero una atención personalizada a quienes se acerquen con reclamos relacionados a servicios públicos, salud, medio ambiente, consumo y los diferentes temas que atiende.
Además, se ofrecerá información sobre las delegaciones que cuenta la Defensoría en todo el territorio provincial, espacios clave por su cercanía para que los bonaerenses puedan canalizar sus quejas.

“Nuestro objetivo es estar cada vez más cerca de todos quienes eligen a la Provincia para pasar sus vacaciones, ofreciéndoles herramientas para que conozcan cuáles son sus derechos y dándoles la posibilidad de acompañarlos para hacerlos valer”, sostuvo Lorenzino.

Fuente: Defensoría del Pueblo