El Tribunal Oral en lo Criminal y Correccional N° 4 de la Ciudad de Buenos Aires condenó por mayoría a Gabriel David Marino a prisión perpetua. En el veredicto, el Tribunal consideró que se trató de un crimen de odio a su identidad travesti mediando la violencia de género según los incisos 4 y 11 del artículo 80 del Código Penal.

“Destacamos este fallo histórico porque es una manera de reparación a Diana, que fue una luchadora incansable de los derechos humanos, y a toda su familia, como así también para muchas personas travestis y trans que trabajan para garantizar y defender sus derechos, una lucha por la que estamos muy comprometidos”, sostuvo el Defensor del Pueblo, Guido Lorenzino.

En este juicio, que empezó el 12 de marzo, se llevaron adelante 12 audiencias y pasaron más de 30 testigos, entre ellas muchas personas travestis y trans, que en este caso fueron por primera vez escuchadas, ya no del lado de las acusaciones sino desde su lugar de víctimas de una comunidad estigmatizada y violentada en sus derechos más básicos. En el juicio quedó probado que Diana Sacayán fue asesinada a puñaladas en la madrugada del 11 de octubre de 2015.

La causa es considerada histórica por tres motivos, comentó Luciana Sánchez, abogada de la querella familiar: «Primero, porque estamos hablando de una referente de derechos humanos a nivel mundial. También porque, lamentablemente, nunca había llegado a juicio un asesinato de una travesti con una calificación que reconociera que el odio a la víctima por su identidad de género es uno de los motivos del asesinato. Y la otra razón es que son pocos los casos de asesinatos de travestis que llegan a juicio. Solo cuatro han tenido condena y, en general, fueron bajas en relación al tipo de crimen».

Diana Sacayán, militante travesti, fue asesinada en octubre de 2015 en Buenos Aires. Fue fundadora del Movimiento Antidiscriminatorio de Liberación (MAL) en La Matanza; secretaria Trans de la Asociación Internacional de Lesbianas, Gays, Bisexuales, Trans e Intersex (ILGA) y candidata a Defensora del Pueblo de La Matanza en 2012. Fue una de las promotoras en la ley nacional de identidad de género e impulsó en la Provincia la ley de cupo laboral para personas travestis y trans en la administración pública que a la fecha espera ser reglamentada e implementada por el Poder Ejecutivo bonaerense.
Fuente: Defensoria del Pueblo