lazaro-baez-detenido-3-640x375Se trata de una carta manuscrita que pone en jaque al juez que instruye la causa de la ruta del dinero K y, sobre todo, a la ex presidenta Crtistina Fernández de Kirchner, quien podría ser citada, según fuentes de Tribunales, para corroborar la visita del juez a Olivos.

Una carta de Lázaro Báez conocida, en la cual asegura haber visto en la Quinta de Olivos al juez Sebastián Casanello, podría generar que la Justicia llame a declarar a la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner para confirmar esta versión.

En el escrito conocido este viernes, el detenido empresario K Lázaro Baez, cuenta por primera vez que vio al juez Sebastián Cassanello, en septiembre de 2015, «cuando estaba esperando en la Quinta de Olivos para entrevistarse con la Doctora Fernández», aunque el magistrado había negado haber estado en ese lugar.

En la carta, que su hijo Leandro Báez le dio a sus abogados para ser presentada en el expediente, su padre se dirige a la «Sala II de la Cámara Federal» y esta fechada el 9 de junio de 2016.

Báez escribió: «Me dirijo a ustedes a los efectos de ponerlos en conocimiento, en el marco del incidente de recusación del Doctor Casanello Sebastián, que aproximadamente a mediados de 2015, con anterioridad a las elecciones generales, vi al mismo en la Quinta de Olivos, cuando estaba esperando para entrevistarse con la entonces presidente Doctora Fernández».

Y agregó: «Ustedes tienen todos los medios para corroborar lo dicho, espero esto a los fines de ser tenido en cuenta al momento de resolver el incidente, lo manifestado es por el firme convencimiento de que la causa está direccionada hacia mi persona, mis hijos y mi familia».

Asimismo, advierte: «no he manifestado esto con anterioridad dado que no me fue preguntado en la audiencia mantenida con ustedes por el temor que siento tal cual se los expresara».

En este tramo, Báez hace referencia a su pedido de audiencia ante la sala II de la Cámara Federal, que le fue concedida, aunque en su momento el empresario se limitó a presentar un escrito.