El precandidato a senador nacional del Frente Justicialista, Florencio Randazzo, reveló que tres días antes del cierre de listas para las elecciones presidenciales de 2015 había acordado presentarse en las PASO del FpV contra Daniel Scioli, pero dijo que al día anterior se enteró “por televisión” de la postulación única del exgobernador.

En declaraciones al canal C5N, Randazzo explicó los motivos de su enojo con la expresidenta Cristina Fernández, y aseguró que “fue un error no permitirme participar en las PASO contra Scioli. Lo dije en varias oportunidades que no iba a ser Gobernador, que iba a participar de las PASO porque me parecía que ayudaba a fortalecer el espacio político al cual yo adhiero, porque es una forma de darle fortaleza al candidato ganador”.

El exministro del Interior aseguró que con una PASO antes de las presidenciales “seguramente hubiéramos tenido la oportunidad en la primera vuelta”, pero se lamentó porque “no tuve la oportunidad”.

En ese marco, aseguró que había anticipado a CFK sus intenciones de competir en internas, y dio a entender que la expresidenta lo había habilitado faltando tres días para el cierre de listas.

“Hablé en varias oportunidades con CFK de ser candidato en las PASO. La primera vez fue el 13 de noviembre de 2014. Yo sostenía que este espacio necesita tener un candidato propio porque si no el peronismo, que es un partido de poder, se iba a encolumnar detrás de Daniel Scioli”.

En tanto, señaló que “el 17 de junio fui llamado por la presidenta y me preguntó quién me iba a acompañar en la fórmula: le señalé en aquel momento dos alternativas, una era con Carlos Zannini, que me parecía una fórmula demasiada dura. Y otra era reeditar la concertación con el acompañamiento de Claudia Zamora (actual gobernadora de Santiago del Estero). Y me dijo ‘bueno, andá Flaco’”.

Sin embargo, aseguró que “al otro día escucho a Scioli saliendo desde Olivos diciendo que lo acompañaba Zannini y el 20 era el cierre de listas”.

Tras esto, Randazzo indicó que “me ofrecieron la candidatura a Gobernador”, pero dijo que “no estaba de acuerdo con la gestión de Scioli, no participo de su filosofía y me parecía inmoral aceptar ser candidato a Gobernador con alguien con quien no tenía puntos de encuentro”.

 

Fuente:dib.com.ar