malenabaro“Esta propuesta no significa una reducción de gran impacto para la provincia en su recaudación y sí generaría un alivio significativo para las familias inquilinas, sobre todo en un momento económico tan complejo como el actual, donde el costo de vida es muy elevado”, explicó la senadora del Frente Renovador.

Mediante un proyecto de ley presentado en la Cámara Alta bonaerense la senadora del Frente Renovador, Malena Baro, impulsa la exención del pago del impuesto a los sellos en contratos de alquiler, cuyos montos no superen los 7000 pesos mensuales, que se firmen para acceder a una propiedad, siempre y cuando el destino de ésta sea el de vivienda única y familiar.

Sobre la iniciativa, Baro explicó que “si bien el desarrollo e implementación de las líneas de intervención y gestión habitacional están a cargo del Poder Ejecutivo, con este proyecto intentamos reducir el impacto que muchas familias sufren en sus economías al momento de hacer efectivo un contrato de locación de inmueble ya que los costos son muy elevados con los meses de anticipo y depósito que deben abonarse”.

Asimismo, la legisladora oriunda de Junín sostuvo que “para una familia el monto del impuesto puede representar una cifra importante mientras que para la provincia lo recaudado por el impuesto a los sellos equivale a menos del 3% en cada ejercicio fiscal”.

“Teniendo en cuenta que en el rubro impuesto a los sellos se recaudan fondos provenientes de, por ejemplo, la venta de billetes de lotería, la cesión de acciones y derechos, el reconocimiento de las deudas, operaciones de locaciones y sublocaciones con varios destinos, la compraventa de bienes diversos, los mutuos, las prendas, entre otros conceptos, puede calcularse que lo ingresado a las arcas del estado provincial por operaciones de contratos de locación de inmuebles ronda solo el 0,4% del total de la estructura de recursos”, amplió la Presidente de la Comisión de Presupuesto del Senado.

Finalmente, Baro remarcó: “esta propuesta no significa una reducción de gran impacto para la provincia en su recaudación, y sí generaría un alivio significativo para las familias inquilinas de nuestra provincia, sobre todo en un momento económico tan complejo como el actual, donde el costo de vida es muy elevado”.