docentesEl paro realizado hoy por el Frente Gremial Docente que comandan FEB y Suteba en las escuelas públicas y privadas de la provincia tuvo una adhesión “categórica” según los gremios, que volvieron a cruzar acusaciones y críticas con la gobernadora María Eugenia Vidal.

La medida de fuerza promedió una adhesión “superior al 90 por ciento”, según informó en un comunicado el Frente que también integran UDA, AMET y los privados de Sadop.

En ese contexto, los docentes volvieron a reclamar la reapertura de paritarias para discutir una nueva suba salarial antes de que finalice el año. Reiteraron que la inflación acumulada en el año ya superó en “al menos 10 puntos” la suba del 34,6 por ciento promedio que acordaron con el gobierno de Vidal a fines de febrero y que permitió el normal inicio de las clases.

«Estamos reclamando que nos convoquen a paritarias para discutir la pérdida de nuestro poder adquisitivo que estimamos, por lo menos, en un 10 por ciento. Dicen que la inflación es menor al aumento conseguido pero se contradicen ellos mismos. Los números oficiales muestran claramente la caída de nuestro salario desde diciembre, cuando empezó su gestión», señaló hoy el secretario general de Suteba, Roberto Baradel.

En ese sentido, acusó al Gobierno de mentir cuando dice que apuesta al diálogo. «Plantean que están abiertos al diálogo pero no nos convocan. Desde agosto tienen congeladas las comisiones” (Salarial, de Salud Laboral y Condiciones Laborales) agregó, y consideró que el diálogo que pregona el Gobierno es «una puesta en escena».

Tras agregar que Vidal y sus funcionarios “son los que hoy tienen a los chicos de rehenes», indicó que «lo político no es el paro» –como deslizó ayer la Gobernadora- sino «la reducción del presupuesto para Educación» del año próximo en un 3 por ciento (lo que significan unos 16.550 millones de pesos menos, según el Frente Gremial).

Baradel retrucó así a la mandataria bonaerense, que hoy reiteró que no reabrirá las negociaciones porque “el acuerdo paritario no fue superado por la inflación”. En esa línea, durante un acto en Luján que compartió junto al presidente Mauricio Macri, Vidal lamentó el paro, “y sobre todo que los chicos queden de rehenes”, y confirmó que su gestión descontará el día a los docentes que se adhirieron al paro.

“La paritaria es muy clara, se reabre cuando se ve superada por la inflación, y eso todavía no sucedió”, agregó. “Hoy no hay fundamentos para ir a un paro”, agregó.

La presidenta de la FEB, Mirta Petrocini, insistió por su parte que “al día de hoy, no hubo un solo llamado a trabajar en las comisiones técnicas ni a discutir salario”, desde el último paro del sector, el 2 de septiembre. “Nos quieren hacer ver a los docentes como culpables de dejar a los chicos sin clases cuando es el propio Gobierno quien impulsa al conflicto”, dijo y recordó que, además de la cuestión salarial, los maestros también reclaman la cobertura de cargos, el pago “en tiempo y forma” de los salarios, mayor presupuesto para Educación, soluciones en infraestructura y comedores escolares, entre otros puntos.