En el marco de la Emergencia Sanitaria decretada por el Presidente de la Nación, el intendente Ezequiel Galli dispuso una reducción del 20% de su salario y del de todo su gabinete.

Según explicó el propio Galli, esta reducción estará vigente desde el mes de marzo y los fondos estarán destinados a la adquisición de insumos médicos para afrontar la pandemia del Covid-19.
Además, el jefe comunal explicó que se realizó un congelamiento de los salarios de todo el gabinete hasta que haya concluido la pandemia en todo el país.

Al respecto, Ezequiel Galli indicó: «estamos viviendo días de mucha tensión e incertidumbre, tanto en lo sanitario como en lo económico y la sociedad nos exige que estemos a la altura de las circunstancias».

Además, el Intendente destacó la excelente predisposición de todos los funcionarios y dijo: «así como los vecinos se solidarizaron en todos estos días nosotros también lo hacemos y entre todos vamos a afrontar esta difícil situación».

Fuente: Municipio de Olavarría