La municipalidad en conjunto con la empresa ABSA y, a través de Alcántara S. A., ya comenzaron a trabajar en varios sectores de la localidad para construir las redes de desagüe.

La prestadora del servicio informó que la obra se trata de un sistema de cañerías, mayores y menores, que recogen los efluentes domiciliarios y los derivan a plantas depuradoras, donde las aguas sucias reciben tratamiento y los controles de calidad necesarios.

Este servicio es una herramienta primordial para mejorar la calidad de vida de la población y su correcto uso y preservación permitirán prolongar y ganratizar la durabilidad de las instalaciones. Ésto implica mantenimiento de la higiene y de la salud pública.